Alfred Goodman Gilman-The Nobel Foundation

Alfred Goodman Gilman-The Nobel Foundation


Alfred Goodman Gilman, recibió el Premio Nobel de Medicina en 1994 junto con Martin Rodbell por su “descubrimiento de las proteínas G y el papel que juegan en la transmisión de señales en las células”, nació el 1 de julio de 1941, en New Haven, Connecticut, EE.UU.

Las proteínas G son un intermediario vital entre la activación de receptores en la membrana plasmática y las acciones en la célula. Martin Rodbell había demostrado, en los años sesenta, que el GTP estaba involucrado en la señalización de células. Fue Gilman quien realmente descubrió las proteínas que interactuaban con el GTP para iniciar las cascadas de señalización en el interior de la célula.

Su segundo nombre, Goodman, es un homéaje que su padre, Alfred Gilman, hizo al doctor Louis S. Goodman, con quien fue coautor del libro de texto clásico de farmacología Goodman & Gilman: Las bases farmacológicas de la terapéutica.

Alfred Gilman padre, era director del Colegio de Físicos y Cirujanos de la Universidad de Columbia y de la Universidad Albert Einstein de Medicina, ambos en la ciudad de Nueva York, circunstancia que le permitió viajar junto a sus padres y a su hermana mayor a dicha ciudad para visitar sus numerosos museos y el Hayden Planetarium.

Hacia la década de los cincuenta, Gilman estaba convencido de que sería astrónomo, convicción que se veía afianzada por las expediciones que hacía al laboratorio de su padre; allí tuvo ocasión de ver los experimentos que éste llevaba a cabo sobre la función renal de los caninos de forma que sus intereses infantiles se fueran decantando hacia el campo de la biología. En 1955 se le envió a la Taft School de Watertown, donde recibió una estricta educación que le permitió pasar a la Universidad de Yale con cierta holgura, donde se graduó en 1962. Ahí se especializó en bioquímica y tuvo la primera oportunidad de trabajar en su propio laboratorio en un proyecto tan ambicioso como el de probar las hipótesis de Francis Crick.

En el otoño de 1962, cuando se encontraba en Nueva York trabajando para el laboratorio de la Burroughs Welcome, publicó sus primeros escritos.

Entró luego a un programa combinado de doctorado en medicina y física en la Universidad Case Western Reserve en Cleveland (Ohio), donde estudió con el premio Nobel Earl Sutherland, con quien trabajó sobre el adenosín monofosfato cíclico. Gilman se graduó en la Case Western en 1969, luego realizó sus estudios postdoctorales en los Institutos Nacionales de Salud con el premio Nobel Marshall Nirenberg desde 1969 hasta 1971.

En 1971, Gilman se convirtió en profesor en la Universidad de Virginia en Charlottesville (Virginia); ahí descubrió una familia de proteínas formada por tres subunidades, de ahí el nombre de proteínas G heterotriméricas. Este descubrimiento transformó el campo de la señalización celular y esclareció sobremanera los mecanismos de acción de las muchas hormonas y fármacos que ejercen sus efectos uniéndose a sus receptores.

En 1981 lo nombraron jefe del Departamento de Farmacología de la Universidad de Texas, en Dallas (Texas). Fue elegido miembro de la Academia Nacional de Ciencias de Estados Unidos en 1986.

Además del Premio Nobel, ganó el Albert Lasker Award for Basic Medical Research en 1989, prestigioso galardón otorgado por la Fundación Lasker para reconocer los avances en medicina. En 2005 fue elegido decano de la Universidad de Texas. Tembién fue nombrado miembro de la mesa de consejeros de Scientists and Engineers for America, organización que promueve la ciencia dentro del gobierno de los Estados Unidos.

Falleció el 23 de diciembre de 2015

Los comentarios están cerrados.