La galería Ramón Alva de la Canal abrió sus puertas a los amantes del arte con dos exposiciones, una escultórica y otra fotográfica, llamadas Materia Dispuesta y Ciudades de Algodón, ambas de la artista francesa Caire Becker.

Antes de las ocho de la noche algunas personas esperaban tranquilamente junto a la entrada de la galería a que diera la hora para entrar a disfrutar del trabajo de esta artista. Aquellos tempraneros visitantes tuvieron una oportunidad única cuando se abrieron las puertas en punto de las 8, la de recorrer la exposición casi en solitario, libremente, sin la premura que atiborra el ambiente cuando los recintos se llenan.

Los reporteros tuvieron tiempo de fotografíar las obras y los visitantes de leer los poemas que acompañaban a la exposición de Ciudades de Algodón, escritos por Elena Poniatowska, Marianne Toussaint y Stephane Chaumet. También pudieron retratar desde diferentes ángulos la escultura de aproximadamente 2 o 3 metros de tres dados, uno sobre otro, que en alto relieve muestran unas bocas.

Un poco después del brindis, la artista ofrece una breve entrevista:

—¿Podría hablarnos sobre la temática de su obra, cómo están integradas estas exposiciones?

—Son dos exposiciones distintas, ya que el espacio lo permite, una es Ciudades de Algodón una nueva serie fotográfica que se presentó en el mes de junio dentro de los festejos de los 60 años de Francia en México, es un tema que da para celebrar el vuelo entre dos continentes, porque son fotografías que yo tomo desde el avión, desde hace muchos años, así que pueden ver una selección de paisajes extraordinarios entre las nubes, con un pequeño retoque principal en algunas partes para hacer más aparentes algunos personajes que estoy segura ahí están, complementado con las historias y poesías de Elena Poniatowska, Marianne Toussaint y Stephane Chaumet, a los que invité a participar en este proyecto, para que justamente la interpretación de lo que vemos en las nubes no sea solo de mi parte, sino compartida.

Así que fue un trabajo en común, les compartí el proyecto y les di la libertad total de escribir lo que les inspiraban las nubes, y se creó un personaje que se llama Clara Nimbus, inventado por Elena, y con su permiso se volvió el personaje principal de la historia.

La otra exposición, que es de escultura, se llama Materia Dispuesta, en el segundo piso, la cual muestra colores brillantes y que se exponen por primera vez en Xalapa, después se va a Mérida y ahí la serie será más completa. Las que están en la zona de abajo, son piezas que he realizado en estos últimos tres años que no he estado en México, para diferentes eventos, exposiciones en museos o piezas condicionadas para representar los 60 años de Francia y México. O los dados que serán parte de una fuente.

—¿Le quiero preguntar sobre las bocas, los labios, porqué las eligió para representar en su trabajo?

—Trabajo mucho en series con un tema y éste tiene que ver con un fragmento corporal, así que he trabajado con orejas y tengo uno nuevo con el tema de las manos. Este, de las bocas, me gusta porque tomé una parte muy simbólica del cuerpo, del intercambio, de la comunicación, del amor y la violencia, hay mucho que decir a través de la boca, es una parte muy expresiva del rostro porque expresa felicidad, frustración, y otras cosas más.

—¿Y nos pude platicar qué la trajo a México?

—Vine hace muchos años, acompañando a quien fue mi pareja mucho tiempo y me quedé porque me gusta mucho el país, estoy trabajando muy a gusto, vivo en el DF desde hace tres años y estoy desarrollando muy bien mi trabajo en mi taller, preparando exposiciones. Tengo ahorita tres o cuatro a punto de salir, entonces es mucho trabajo y me estoy dedicando a esto.

Para terminar, Claire Becker agrega que le encantaría que vengan a visitar su exposición porque es una manera de decir que no está perdiendo el contacto con Xalapa, que es una cuidad con la que ha tenido cercanía durante mucho tiempo.

Claire Becker vivió en Xalapa durante el año de 1997 y en 2001 expuso en la Galería Alva de la Canal, en el MAX en 2005 y en el Ágora en 2007, ahora vuelve a rencontrarse con ella.

Para conocer más de la artística: http://www.clairebecker.com.

Deja una respuesta