En 10 años, puede haber una crisis hídrica en México. Atlas de vulnerabilidad hídrica

Mapa de México, visión nocturna


Ante el impacto negativo que el cambio climático sobre los recursos hídricos en México, se prevé que en caso de no tomar medidas hoy en día en el mediano plazo, en 10 años aproximadamente, México (el Valle de México en particular) experimentará una crisis relacionada con el abasto del vital líquido, aseguró el coordinador de Hidrología del Instituto Mexicano de Tecnología del Agua (IMTA), Mario López Pérez

Al profundizar sobre el impacto en el abasto de agua, derivado del cambio climático, señaló que en México existen alrededor de mil 71 municipios que pueden calificarse como vulnerables, la mayoría de los cuales pertenece a los estados más pobres del país, entre los que se enlistan Chiapas, Veracruz, Oaxaca y Guerrero.

800x300atlas 166

No obstante, las cuatro zonas que requieren estrategias inmediatas debido a la gran demanda del vital líquido son: la zona metropolitana del Valle de México, el norte de Sinaloa, la cuenca del río Conchos y el norte de Lerma Chapala. Es ahí donde el atlas debe operar como una herramienta que permita optimizar la gestión del agua principalmente, de acuerdo con el coordinador de Hidrología del IMTA.

estudiotado datos

La advertencia la realizó durante la presentación del nuevo “Atlas de vulnerabilidad hídrica ante el cambio climático. Efectos del cambio climático en el recurso hídrico de México”, publicación impresa y digital que contiene un diagnóstico de las vulnerabilidades hídricas que se proyectan como consecuencia del cambio climático, lo cual lo convierte en una herramienta para la estructuración de nuevas políticas públicas.

Mario López asimismo, dijo que la relevancia de contar con la versión digital radica en la posibilidad de actualizar constantemente la información contenida en el documento. El atlas, enfatizó, debe cumplir tres objetivos fundamentales: convertirse en un documento de consulta sobre el diagnóstico de vulnerabilidades, una herramienta para la toma de decisiones y el motor de nuevas políticas públicas.

Otro de los aspectos alarmantes en los que el Atlas de vulnerabilidad hídrica pone especial énfasis es en los sectores con mayor riesgo por el impacto negativo del cambio climático sobre el recurso hídrico, los cuales son el productivo y la agricultura, donde también las autoridades correspondientes tendrán que echar mano del documento para implementar acciones que mitiguen el alcance del cambio climático. Entre las principales acciones, dijo, se encuentra la tecnificación del sector.

 

 

Para consultar el estudio completo  aquí.

 

Los comentarios están cerrados.