Invertir en las adolescentes: Día Mundial de la Población 2016

Estudiantes de secundaria


Las niñas, en particular lLas adolescentes en sus años de formación, se encuentran entre las personas a las que se ha prestado menos atención en iniciativas de desarrollo social emprendidas; ellas forman parte de los cientos de millones de personas que siguen aguardando desesperadamente la posibilidad de un futuro mejor en el mundo, apuntó Ban Ki-moon, secretario general de la Organización de las Naciones Unidas, en la conmemoración del Día Mundial de la Población 2016.

“Precisamente cuando las niñas deberían estar estudiando en la escuela y soñando con todo lo que tienen por delante, las trabas sociales y culturales impiden a un número demasiado elevado de ellas hacer realidad sus ambiciones. Mientras las opciones y las oportunidades de los niños tienden a aumentar cuando llegan a la adolescencia, las de las niñas se reducen con demasiada frecuencia”, puntualizó.

Este panorama incluye el que la mitad de las agresiones sexuales en todo el mundo se cometen contra niñas de 15 años o menos; en los países en desarrollo, una de cada tres menores contrae matrimonio antes de cumplir los 18; además, en comparación con los adolescentes, las adolescentes tienen menos probabilidades de comenzar o acabar la escuela secundaria.

“Corregir estas desigualdades es fundamental para el éxito de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, motivo por el que esta incluye el Objetivo específico de lograr la igualdad de género y empoderar a todas las mujeres y las niñas”, enfatizó, en su mensaje conmemorativo de este Día Mundial de la Población.

Durante el mismo instó a todos los gobiernos, las empresas y la sociedad civil a que apoyen a las adolescentes e inviertan en ellas. “Todas las personas merecen beneficiarse del crecimiento económico y el progreso social. Trabajemos codo con codo para poder disfrutar de una vida en que haya seguridad, dignidad y oportunidades para todos”, enfatizó.

En 1989, el Consejo de Gobierno del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo recomendó que la comunidad internacional conmemorase cada 11 de julio el Día Mundial de la Población y que fuera esa una oportunidad para centrar la atención en la urgencia y la importancia de los asuntos relacionados con ella. El tema de este año es «Invertir en las adolescentes».

Las adolescentes en todo el mundo enfrentan numerosos problemas. Muchas son consideradas por las comunidades donde viven o sus padres que están preparadas para el matrimonio o la maternidad. Un gran número de ellas se ven obligadas a dejar las aulas, lo que perjudica a sus perspectivas de futuro. Incluso para aquellas que permanecen en la escuela puede ser difícil acceder a información básica sobre su salud y sus derechos humanos y reproductivos, lo que las hace vulnerables a enfermedades, lesiones y explotación. Esos retos son aún más graves para las adolescentes marginadas, incluidas las que pertenecen a minorías étnicas, asi como para las que viven en la pobreza o en áreas remotas.

Sin embargo, cuando se fortalece a las adolescentes, cuando conocen sus derechos y se les brinda los medios para triunfar, se convierten en agentes de cambio positivo en sus comunidades, anota la ONU en sus considdraciones.

«Los líderes y las comunidades deben centrarse y defender los derechos humanos de las adolescentes más marginadas, en particular de aquellas que son pobres, que no van a la escuela, que son explotadas o sufren prácticas tradicionales dañinas, incluido el matrimonio infantil», declaró por su parte el director ejecutivo del UNFPA  Babatunde Osotimehin. «Las adolescentes marginadas corren el riesgo de tener una salud reproductiva deficiente y muy probablemente se convertirán en madres mientras siguen siendo niñas aún. Ellas tienen derecho a entender y controlar su propio cuerpo y moldear sus propias vidas».

Los comentarios están cerrados.