Incendios activos en el Amazonas, 21 de agosto- FIRMS, NASA

Incendios activos en el Amazonas, 21 de agosto- FIRMS, NASA


La selva del Amazonas lleva semanas ardiendo, y el fuego avanza a una velocidad sin precedentes. La situación se ha agravado tanto desde mediados de julio de éste 2019, que a partir del 2 de agosto se declaró un estado de emergencia en la zona, que se extenderá por 180 días. A ésta fecha, 22 de agosto, han sido devastados más de 3 mil kilómetros cuadrados de selva éste año.

La plataforma de Información sobre incendios para el sistema de gestión de recursos (FIRMS, por sus siglas en inglés) de la NASA, éste día muestra como los incendios se expanden por buena pare de Sudamérica, en todos los países por donde se expande la selva Amazónica.

En la imagen del 19 de agosto, unas manchas rojas muestran una alta concentración en la atmósfera de monóxido de carbono (CO) en los Estados del Acre, Rondonia, Mato Grosso y Mato Grosso del Sur, pasando por Bolivia y Paraguay, debida a los incendios. WINDY.COM
En la imagen del 19 de agosto, unas manchas rojas muestran una alta concentración en la atmósfera de monóxido de carbono (CO) en los Estados del Acre, Rondonia, Mato Grosso y Mato Grosso del Sur, pasando por Bolivia y Paraguay, debida a los incendios. WINDY.COM

Para tener una referencia del daño que los incendios están causando, el cálculo es que cada minuto se pierde la superficie de selva correspondiente a un estadio y medio de fútbol.

La conflagración es la peor que han sufrido los llamados “Pulmones del mundo” en los últimos 7 años.

Imágenes del Observatorio de la Tierra de la NASA, tomadas con el el espectroradiómetro de imágenes de resolución moderada (MODIS), muestran como los incendios abarcan varios países.

Los "Pulmones del mundo" arden: La Amazonia se está quemando

Al 21 de agosto, los cálculos son que durante éste año se han registrado 72,843 incendios tan sólo en la zona selvática de Brasil, lo que es un número extremadamente alto, comparado incluso contra 2018, cuando hubo 39,759 conflagraciones anotadas, de acuerdo con las referencias del Instituto Nacional de Pesquisas Espaciales (INPE), que capta datos mensuales a través de un sistema de alertas de alteraciones en la cobertura forestal del Amazonas.

La situación se ha vuelto también una crisis política, porque existe un fuerte reclamo hacia el presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, a quien acusan de no actuar para detener los incendios y en cambio querer hacer aparecer la crisis como menos grave de lo que es, cuestionando las cifras que muestran las instituciones públicas que estudian la conflagración forestal en el Amazonas.

Los "Pulmones del mundo" arden: La Amazonia se está quemando

La deforestación de esa zona se agravó sustancialmente durante julio de 2019 cuando se perdió un 278 por ciento de selva, frene a la reducción que hubo en julio del 2018. El INPE refirió que la deforestación pasó de 596,6 kilómetros cuadrados en julio de 2018, a 2,254,8 kilómetros cuadrados en el mismo mes de este año.

En Sao Paulo “anocheció” a las 3 de la tarde

Los incendios tienen tal intensidad que Sao Paulo, la ciudad más grande de Brasil “se oscureció” a las 3 de la tarde este 19 de agosto.

El fenómeno, se estima que se produjo por una intensa capa de nubes, más el humo de los incendios de la selva.

Esto es parte de lo que le han criticado a Jair Bolsonaro y su inacción.

Los "Pulmones del mundo" arden: La Amazonia se está quemando

Deja un comentario