Día Internacional contra la Corrupción 2016

Día Internacional contra la Corrupción 2016


Cada año en el mundo se paga un billón de dólares en sobornos y se calcula que se roban 2,6 billones de dólares anuales mediante la corrupción, suma que equivale a más del 5% del producto interior bruto mundial, anota la Organización de las Naciones Unidas (ONU) en el Día Internacional contra la Corrupción, que se realiza el 9 de diciembre de cada año. El tema de este año es «La corrupción: un impedimento para los Objetivos de Desarrollo Sostenible».

Según el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo, se calcula que en los países en desarrollo se pierde, debido a la corrupción, una cantidad de dinero diez veces mayor que la dedicada a la asistencia oficial para el desarrollo.

Por su parte Ban-Ki moon, Secretario General de la ONU, mencionó que ningún país está a salvo de la corrupción y por lo mismo en todos existe la responsabilidad de ponerle fin. “La corrupción atenaza a personas, comunidades y naciones. Debilita la educación y la salud, socava los procesos electorales y refuerza las injusticias al viciar los sistemas de justicia penal y el estado de derecho. También desvía recursos nacionales y extranjeros, con lo que da al traste con el desarrollo económico y social y acentúa la pobreza. La corrupción perjudica a todos, pero los pobres y los vulnerables son quienes más sufren sus consecuencias”, señala.

Yuri Fedotov, Director Ejecutivo de la Oficina de las Naciones Unidas contra la Droga y el Delito, apunta que el G20 calcula que se requieren 90 billones de dólares en inversión para infraestructura entre 2015 y 2030, para impulsar el crecimiento y desarrollo globales.

En este sentido recalca que “el impacto destructivo de la corrupción no debe ser ignorado a fin de proteger esta inversión” y a la vez reclama que debe de haber una contribución incondicional y resuelta a los esfuerzos globales contra la corrupción por parte de los sectores público y privado.

“El cambio no puede venir sin la participación activa del sector privado en crear una cultura de cero tolerancia, en especial en cadenas productivas”, enfatiza, para señalar que el combate a la corrupción es también obligación de los particulares.

“La corrupción es una amenaza directa contra la inversión en infraestructura. No discrimina, e impacta a países ricos y pobres por igual; pero los que más sufren son los vulnerables y débiles. Si no nos unimos para acabar con la corrupción exitosamente, nos arriesgamos a que el crecimiento económico se ralentice y la prosperidad se obstaculice. La corrupción también corroe las muy necesarias credibilidad y confianza en la legalidad y en los sistemas de justicia criminal, y desperdicia valiosos recursos”, señaló.

Mencionó que el Objetivo 16 de la Agenda de Desarrollo Sostenible acerca de las sociedades inclusivas y en paz busca reducir sustancialmente la corrupción y el cohecho y que para lograr esto, la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito, UNODC, ha aplicado un enfoque integral que incluye a la Convención de Naciones Unidas contra la Corrupción y su innovador mecanismo de revisión por pares.

“Gracias a la Agenda 2030 hay ya una creciente concientización que los crímenes tales como la corrupción ya no sólo rondan los márgenes de las actividades de desarrollo sostenible a nivel mundial. Los esfuerzos contra el crimen y la corrupción están ahora al centro de este trabajo”, dijo.

A nivel local, UNODC trabaja junto con diferentes países para brindar asistencia técnica en reformas legislativas invaluables, y para ayudar a mejorar la capacidad en el área de procuración de justicia y de procesos judiciales exitosos. “Las políticas públicas deberían promover competencia en el sector privado y las cuotas de los servicios deben ser razonables y asequibles”, puntualiza.

En el Día Internacional contra la Corrupción, los invito a reafirmar conmigo nuestra determinación de acabar con el engaño y la falta de honradez que amenazan la Agenda 2030 y de buscar la paz y la prosperidad para todos en un planeta sano, menciona Ban Ki-moon.

 

¿Qué puedes hacer?
La gente a menudo piensa que está a merced de la corrupción y que es solo un «modo de vida». Sin embargo, cada sociedad, cada sector y cada ciudadano se beneficiarian de unirse contra la corrupción en la vida cotidiana.

Aquí puede consultar El llamado a la acción que lanza la ONU contra este mal mundial

Los comentarios están cerrados.