Agua de lodo- Fotografía de Christian Relied Fund

Agua de lodo- Fotografía de Christian Relied Fund


Una de cada diez personas en el mundo no tienen acceso a agua potable, según la organización unwater.org, según las conclusiones de un informe presentado con motivo del Día Mundial del Agua, que se celebra hoy con el lema El agua y el empleo.

El consumo de agua contaminada, la falta de instalaciones de saneamiento y las malas prácticas de higiene provocan cada año la muerte de millones de personas en el planeta por enfermedades como la diarrea, la disentería o el cólera.

El Día Mundial del Agua se celebra cada 22 de marzo desde 1993 como un medio de llamar la atención sobre la importancia del agua dulce y la defensa de la gestión sostenible de los recursos hídricos. La iniciativa fue propuesta durante la Cumbre de la Tierra de 1992 en Río de Janeiro (Brasil) y aceptada por la Asamblea General de las Naciones Unidas a través de la resolución A/RES/47/193.

Cada año,  ONU-Agua –el mecanismo de coordinación interinstitucional de las Naciones Unidas para las cuestiones relacionadas con los recursos hídricos y el saneamiento– destaca un aspecto particular relacionado con el líquido elemento. Este año trata sobre el nexo entre agua y energía, “abordando  las desigualdades, especialmente para quien vive en barrios marginales y zonas rurales empobrecidas y que tienen que sobrevivir sin acceso al agua potable, al saneamiento adecuado, a los alimentos suficientes y a los servicios energéticos necesarios”, según menciona la ONU en su web.

Desde su inicio esta propuesta ha ido cogiendo importancia tanto para el público en general como para diversas instituciones. Se celebran distintos actos y actividades en todo el mundo para conmemorar este día.

Una de cada diez personas en el mundo no tienen acceso a agua potable. / Efe

Una de cada diez personas en el mundo no tienen acceso a agua potable. / Efe

Los comentarios están cerrados.