El peso del recién nacido


Sandra Isabel Jiménez Mateos *

Zoe Leyland, nació el 28 de Marzo de 1984 y fue la primera niña nacida de un embrión congelado a 196 grados bajo cero (lo cual es una temperatura mucho más baja que las registradas en los polos de la Tierra), el cual se mantuvo en esa condición durante dos meses en una probeta de nitrógeno líquido antes de hacer el implante.

El 10 de abril de 1984, cuando se difundió la noticia, uno de los periódicos australianos la anunció así: “Estados Unidos ganó la carrera del espacio, pero Australia está ganado la carrera de los bebés”.

Zoe era una niña sana que se desarrollaba normalmente, después de pesar 2.5 kilogramos al nacer

A su madre, Loretto, de 33 años, una australiana que presentaba problemas de infertilidad, en un primer intento le extrajeron 11 óvulos, que fueron fecundados por separado en el centro médico Reina Victoria de Melbourne; tres de ellos fueron implantados en el útero y el resto, menos uno inservible, fueron congelados dentro de un recipiente de cristal. Ninguno de esos tres primeros óvulos logró anidar.

A la mitad del siguiente ciclo menstrual, Loretto acudió de nuevo al hospital, donde, tras sacar del proceso de criopreservación los seis óvulos, vieron que cuatro estaban dañados, pero dos se mantenían en perfecto estado.

El doctor Alan Trouson, el médico que llevaba el caso, reimplantó estos dos óvulos en el útero materno y 34 semanas más tarde nacía mediante cesárea Zoe.

Para lograr la gestación se siguieron dos procedimientos diferentes: la fecundación in vitro (que había sido utilizada con éxito en 1978) y la congelación-descongelación de un embrión humano.

El huevo fue congelado al alcanzar las ocho células, etapa considerada ideal para el éxito de esta técnica, cuando todavía no se ha formado ninguno de los órganos del cuerpo.

La técnica fue probada antes con el uso de embriones de animales, tanto ratones, como ganado, los cuales después de ser sometidos a la criopreservación fueron implantados en sus madres, produciendo camadas normales.

  • Investigadora de la Universidad Veracruzana en el IIESES