Cúpula del edificio Woolworth en Manhattan, Nueva York

Cúpula del edificio Woolworth en Manhattan, Nueva York


Cass Gilbert, fue un arquitecto visionario y pionero en la construcción de rascacielos. Nació en Zanesville, Ohio, Estados Unidos, el 29 noviembre de 1859.

Su obra más llamativa es el edificio Woolworth, de Nueva York, que con sus detalles góticos en terracota sobre marco de acero, fue considerado el modelo de diseño de edificios comerciales de altura y por años, el edificio más alto del mundo.

Cuando Gilbert tenía nueve años, su familia se trasladó a Saint Paul, Minnesota, donde fue criado por su madre, tras la muerte de su padre. Después de estudiar en una cercana escuela preparatoria en Minneapolis, Gilbert dejó el Macalester College, antes iniciar su carrera arquitectónica haciéndose socio, a la edad de 17 años, de la Oficina de Abraham M. Radcliffe, en Saint Paul. En 1878, Gilbert se matriculó en el programa de arquitectura del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT).

Posteriormente trabajó brevemente para McKim, Mead y White. En 1882 fundó su propia firma en Saint Paul (Minnesota). Allí proyectó el State Capitol, iniciado en 1896 y terminado en 1904. En 1899 volvió a Nueva York y ganó el concurso para construir el United States Customs Building (1907).

Frank Woolworth contrató a  Gilbert para que le diseñara la sede de su empresa el edificio Woolworth, construido entre 1910 y 1913. El resultado final es un rascacielos de 241 metros de altura, de 60 pisos y un costo de 13 millones y medio de dólares, al que llamaban la ‘”catedral del comercio'”, debido a su relación estética con las catedrales góticas.

Al diseñar el Edificio Woolworth Gilbert se convirtió en uno de los constructores de rascacielos pioneros, aunque consciente del innovador trabajo hecho por los arquitectos de Chicago con los rascacielos, se asoció con el legendario Daniel Burnham – y su técnica de revestimiento con marco de acero se convirtió en el modelo a seguir durante décadas. C on sus detalles góticos en terracota sobre marco de acero, fue considerado el modelo de diseño de edificios comerciales de altura y por años, el edificio más alto del mundo.

Los modernistas se rindieron ante sus trabajos: Alfred Stieglitz inmortalizó el Edificio Woolworth en una famosa serie de fotografías y John Marin creó varias pinturas del mismo edificio; Frank Lloyd Wright elogió las líneas del edificio, aunque criticó su ornamentación.

Otras de sus obras son el edificio de la Corte Suprema de los Estados Unidos, en Washington, D:C. (finalizado en 1935), y los Campus de las Universidades de Minnesota en Miniápolis y Texas en Austin; fue también el responsable de numerosos museos y bibliotecas (Museo de Arte de San Luis), edificios de Capitolios estatales, como el Capitolio de Virginia Occidental.

Gilbert fue un líder reconocido de su profesión en los Estados Unidos, durante un período en el cual predominaba la arquitectura monumental y su estilo refleja el sentido optimista norteamericano de que su país era el heredero de la democracia griega, el derecho romano y el humanismo del Renacimiento.

Falleció en Bvrockenhurst, Hampshire, Inglaterra, el 17 de mayo de 1934

Deja un comentario