Un modelo en 3D revela nuevos datos sobre el progreso del cáncer

Este es un modelo tridimensional de un tumor que muestra tipos de células de diferentes colores. / Bartek Waclaw y Martin Nowak (Nature)


El cáncer es una enfermedad que ha ido en crecimiento, a pesar de los múltiples esfuerzos mundiales que se hacen para combatirlos. En el año 2015, el número de fallecimientos se incrementó a 8.8 millones de personas en el mundo.

El incremento fue sustancial, comparado tan sólo con 7 años atrás, en 2008, cuando ocurrieron 7.6 millones de muertes a causa de distintos tipos de cáncer en todo el mundo. Este número fue equivalente al 13% del total de defunciones durante ese año. En América Latina ocurrieron 1.2 millones de dichas muertes.

La anotación se hace en el marco del “Día Mundial Contra el Cáncer”, que se celebra cada 4 de febrero en todo el mundo, el cual se instauró con el objetivo de reducir el número de muertes evitables por esta condición y aumentar la conciencia sobre esta enfermedad, por parte de la Unión Internacional para el Control del Cáncer (UICC, por sus siglas en inglés) y el Centro Internacional de Investigaciones sobre el Cáncer.

De acuerdo con el último Informe Mundial del Cáncer, de la Organización Mundial de la Salud (OMS), en 2012 se registraron 8,2 millones de nuevos casos y estima que esa cifra subirá a 22 millones anuales en las próximas dos décadas, apunta la Organización de las Naciones Unidas (ONU) durante el Día Mundial contra el Cáncer, en 2016, correspondiente al 4 de febrero.

El cáncer –señala la organización internacional- es un proceso de crecimiento y diseminación incontrolados de células. Puede aparecer prácticamente en cualquier lugar del cuerpo. El tumor suele invadir el tejido circundante y puede provocar metástasis en puntos distantes del organismo. Muchos tipos de cáncer se podrían prevenir evitando la exposición a factores de riesgo comunes como el humo de tabaco. Además, un porcentaje importante de cánceres pueden curarse mediante cirugía, radioterapia o quimioterapia, especialmente si se detectan en una fase temprana.

La prevención y la detección temprana son fundamentales para detener el alarmante aumento de la incidencia de esta enfermedad. Más del 60% de los casos se concentran en África, Asia, América Central y del Sur. Esas regiones registran el 70% de las muertes a nivel global, principalmente por la falta de detección temprana de la enfermedad y el acceso a tratamientos.

El cáncer aflige a todos los países, pero los que tienen menos recursos resultan más afectados: El cáncer cérvicouterino, en los países más pobres del mundo se registran 8 de cada 10 nuevos casos y 9 de cada 10 muertes de mujeres por esta enfermedad.

 

El cáncer en México

De acuerdo con cifras del Instituto Nacional de Estadística y Geografía (Inegi), en 2013 la morbilidad hospitalaria por tumores malignos en mujeres y hombres mayores de 20 años fue cáncer de órganos hematopoyéticos, con mayor prevalencia en mujeres. Por tanto, para otros tipos de cáncer la prevalencia es superior en varones.

Grafica tumores malignos 16 02

Este padecimiento involucra más de cien tipos, siendo el de mama el más frecuente en población femenina (afecta a 35 mujeres mexicanas de cada cien mil); mientras que en los varones el de próstata es el más común y afecta a 27 de cada cien mil, según cifras del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS).

 

Datos y cifras

  • Los cánceres más mortiferos son los de pulmón, estómago, hígado, colon y mama.
  • Los tipos de cáncer más frecuentes son diferentes en el hombre y en la mujer.
  • Aproximadamente un 30% de las muertes se deben a cinco factores de riesgo conductuales y dietéticos: índice de masa corporal elevado, ingesta reducida de frutas y verduras, falta de actividad física, consumo de tabaco y consumo de alcohol.
  • Fumar es el factor de riesgo más importante y la causa del 22% de las muertes mundiales por cáncer y el 71% por cáncer de pulmón.
  • Los cánceres causados por las infecciones por virus, como las hepatitis B (VHB) y C (VHC) o los papilomavirus humanos (PVH), son responsables de hasta un 20% de las muertes en los países de ingresos bajos y medios.
  • Aproximadamente un 70% de las muertes registradas en 2008 se produjeron en países de ingresos bajos y medios.

Los comentarios están cerrados.