Robot Nao- Jiuguang Wang

Robot Nao- Jiuguang Wang


Con innovaciones en el software embebido, un grupo de alumnos de la carrera en Sistemas Digitales y Robótica e Ingeniero Físico Industrial lograron optimizar y mejorar la “vida” de los robots Nao, los dispositivos humanoides, programables y autónomos que son realizados con fines de investigación.

El desarrollo robótico que han realizado los hizo merecedores de dos primeros lugares en el Primer Concurso Nao de Robótica e Inteligencia Artificial, efectuado en Aguascalientes, en donde compitieron 136 participantes de diferentes universidades del país.

 

Robots más eficientes

 

Gabriel González, Juan Carlos Aguilera, Marco Antonio Ramírez, Luis Andrés Castillo y María Teresa Gallardo son alumnos de Ingeniero en Sistemas Digitales (ISD) e Ingeniero Físico Industrial (IFI) que trabajan de manera interdisciplinaria en el diseño y mantenimiento de robots autónomos de propósito específico.

“Hemos hecho algunas Innovaciones en los sistemas de estos robots, para corregir y mejorar aspectos como los sensores de proximidad y los hemos arreglado para que funcionen mejor”, indicó Gabriel González.

“Tuvimos que programar y reprogramar varios softwares, porque algunos de estos robots son los mismos que ya han utilizado alumnos de otras generaciones. Eso es muy retador porque tuvimos que empezar a programar un software que es para poder comunicarte con el robot, luego sincronizarlo y enviar dicho programa al robot”, agregó.

Los alumnos del Tec diseñaron nuevos softwares y dieron mantenimiento a los robots humanoides: Reprogramaron el sistema de comunicación y sincronía; mejoraron los sensores de proximidad para que puedan realizar tareas en diferentes entornos; actualizaron la visión artificial para optimizar el sistema de reconocimiento de formas, lo que les permite planificar mejor sus trayectorias; e hicieron mantenimiento a la configuración, la conexión a red y al mecanismo de movimientos.

“Estamos avanzando en el desarrollo de la robótica humanoide dentro del Tec, y estos premios son una muestra de la creatividad y la innovación tecnológica de nuestros alumnos”, comentó el doctor Leonardo Garrido, profesor del Departamento de Ciencias Computacionales de la Escuela de Ingeniería y Tecnologías de Información, y profesor investigador del Laboratorio de Robótica y del Grupo de Investigación en Robótica.

Mencionó que en este concurso internacional compitieron un total de 45 robots Nao procedentes de varias universidades y centros de investigación, inscritos en las siete categorías que fueron diseñadas y validadas por un consejo técnico.

Las categorías individuales fueron Carrera, Baile y Resolución de Laberinto. Y las categorías grupales fueron Baile, Búsqueda y Rescate, Carreras de Relevos y Tiro Penal. “Nosotros obtuvimos dos medallas de primer lugar (Carrera individual y Carrera de relevos) y tres medallas de segundo lugar (Baile individual, Carrera individual y Tiro penal)”.

El doctor Garrido mencionó que el Nao es el robot humanoide más avanzado de su género, y que el objetivo de iniciativas como las competencias robóticas es fortalecer la innovación y la creatividad tecnológica de los jóvenes.

“El Tec de Monterrey fue la primera universidad de México que comenzó a trabajar con los robots Nao, pero ahora ya se utilizan en muchas universidades. Con esto se está construyendo un ecosistema académico orientado al desarrollo de la Robótica humanoide”, mencionó el investigador.

 

Características de los Nao

 

Nao es un robot humanoide desarrollado por una compañía de robótica francesa llamada Aldebaran Robotics. La edición académica fue desarrollada en el año 2008 para las universidades y laboratorios con fines de investigación y educación, y se puso a disposición del público en 2011. Actualmente estos robots ya se utilizan en numerosas instituciones académicas de todo el mundo.

Las más recientes versiones de la plataforma de estos robots cuentan con un software mejorado, una CPU más potente, cámaras de alta definición y mejoras del hardware, como mayor robustez, sistemas anticolisión y mayor velocidad para caminar.

Todas las versiones del robot Nao académico ofrecen una unidad de medición inercial con acelerómetro, girómetro y cuatro sensores de ultrasonidos, que le proporcionan estabilidad y posicionamiento en el espacio. Algunas versiones incluyen ocho resistencias de detección de fuerza.

Los robots Nao del Campus Monterrey también cuentan con un sistema multimedia a bordo; micrófonos para el reconocimiento de voz y localización del sonido; dos altavoces para la síntesis de texto a voz, y dos cámaras de alta definición para visión artificial, reconocimiento facial y de formas.