La creación del mundo por Dios

La creación del mundo por Dios


El 5509 a. c., es la fecha de la creación del mundo según el Imperio bizantino, que da inicio a su calendario. El Aetos Kosmou (‘edad del cosmos’) es el concepto correspondiente en el calendario bizantino, el cual fecha la creación el 1 de septiembre de 5509 a. c.

El calendario bizantino, también ‘era de la creación de Constantinopla,’ o \’Era del Mundo\’ fue el calendario usado por la Iglesia Ortodoxa Oriental en el periodo 691-1728 de la era cristiana, implantando en el Patriarcado Ecuménico. Fue también el calendario oficial del Imperio Bizantino del 988 al 1453, y en Rusia se usó desde el 988 al 1700.

El calendario se basa en el Calendario Juliano, excepto que el año comenzó el 1 de septiembre y el número de años utilizó una época Anno Mundi derivado de la versión Septuaginta de la Biblia. Se coloca la fecha de la creación en 5509 años antes de la Encarnación, y se caracteriza por una cierta tendencia que ya había sido una tradición entre los Judíos y los cristianos primitivos de contar los años desde la fundación del mundo. Su primer año, la fecha supuesta de la creación, era el 1 de septiembre del 5509 antes de Cristo, por tanto –según esa forma de conteo- se fechaba el nacimiento de Jesús en el año 5509.

El calculo para su creación fue hecho por Panodoro de Alejandría, un erudito bizantino, que lo calculó através de una de las posibles interpretaciones de la cronología bíblica.

La Iglesia Oriental quería evitarse el uso del sistema de Anno Domini, implantando por Dionisio el Exiguo, por lo que empezó a contar los días desde la fecha del nacimiento de Cristo; esto fue debatido en Constantinopla, pero en una fecha tan tardía como el siglo 14.

Esto provocó un desfasamiento de los días, lo que provocó que para poner en sincronía los calendarios, se marco una fecha; el día de salto del calendario bizantino se obtuvo de una manera idéntica a la del día bisiesto de la versión romana original del calendario Juliano, duplicando el sexto día antes de las calendas de marzo, es decir, con la duplicación de 24 de febrero.

La Era del Mundo Bizantino fue gradualmente reemplazado en la Iglesia Ortodoxa por la Era Cristiana, que fue utilizado inicialmente por el Patriarca Teófanes I Karykes en 1597, después por el patriarca Cirilo Lucaris en 1626, y luego se estableció formalmente por la Iglesia en 1728. Rusia que recibió el cristianismo ortodoxo de Bizancio, que heredó el calendario ortodoxo basado en la era bizantina, lo continuó usando aún después de la caída del Imperio Bizantino en 1453. Fue sólo hasta 1700 que la era bizantina en Rusia se cambió el calendario juliano, por parte de Pedro el Grande. Aún así todavía es la base de calendarios ortodoxos tradicionales; así, por ejemplo, la caída de Constantinopla (29 de mayo 1453 ) fue -de acuerdo con el calendario bizantino- en el año 6961.

Después de la introducción del calendario gregoriano , entre este último y el calendario bizantino, hay un desfase de fechas que actualmente es de trece días, como entre los calendarios gregoriano y juliano. Así que el Año Nuevo Bizantino (1 de septiembre) cae el 14 de septiembre del calendario gregoriano .