La deforestación en la selva amazónica de Brasil en junio pasado alcanzó 843 kilómetros cuadrados (km2), 358 por ciento más que en el mismo mes del año anterior, según un informe de la organización sin fines de lucro Imazon.

     Los datos, presentados hoy por el Instituto del Hombre y Medio Ambiente de la Amazonia (Imazon), arrojaron que la mayor pérdida de la selva ocurrió en áreas privadas, seguido de unidades de conservación y asentamientos de reforma agraria.

     Los estados con más daños en selvas son Pará (norte) con 464 km2, Amazonas (norte) con 136 km2, Rondonia (oeste) con 126 km2, Mato Grosso (centro-oeste) con 115 km2 y Acre (oeste) con 2 km2.

     Según el informe de Imazon, al considerar el periodo de agosto de 2013 a junio de 2014, lo que corresponde a los 11 primeros meses del ‘”calendario de la deforestación'” relacionado con las lluvias  y las actividades agrícolas, se registró una caída de 9 por ciento en el total de zonas deforestadas en la Amazonia, la mayor selva del planeta.

Deja un comentario