Christiaan Huygens II, Caspar Netscher, 1671

Christiaan Huygens II, Caspar Netscher, 1671


Christiaan Huygens fue un astrónomo, físico y matemático neerlandés, nacido el 14 de abril de 1629 en La Haya, quien realizó grandes aportes en astronomía, matemáticas, óptica y física.

Hijo del poeta renacentista y diplomático Constantin Huygens, pronto demostró un gran talento para la mecánica y las matemáticas; las relaciones de su padre fueron también su puerta de entrada a los círculos intelectuales de la época.

Estudió mecánica y geometría con maestros privados hasta los 16 años; en esa etapa de su vida tuvo una fuete influencia del matemático francés René Descartes, quien era visitante habitual de la casa de su padre durante su estancia en Holanda

Su formación universitaria fue en la Universidad de Leiden y en el Colegio de Breda; en ambas instituciones estudió derecho y matemáticas, destacándose en la segunda.

Ya de niño comenzó a construir varios telescopios con la ayuda de su hermano, también de nombre Constantijn, y a lo largo de su vida perfeccionó esta técnica, creando telescopios de gran calidad que le permitieron realizar importantes descubrimientos astronómicos.

Gracias a los adelantos que introdujo en la construcción de telescopios, Huygens realizó observaciones astronómicas novedosas, con las cuales realizó publicaciones a la par de las que hacía en matemáticas, las que pronto le dieron una amplia reputación en Europa.

En 1655 encontró un nuevo método para pulir las lentes, con lo cual terminó un telescopio de gran calidad: apenas tenía 5 cm de diámetro aunque medía más de tres metros y medio de longitud, lo que le permitía obtener unos cincuenta aumentos: con este aparato vio que en torno al planeta Saturno existía un anillo (descubierto por Galileo con anterioridad, pero quien no pudo identificar claramente de que se trataba) y la existencia de un satélite, Titán, al que ubicó el 25 de marzo de ese año. Después de seguirlo durante varios meses, para estar seguro de su período y órbita, lo dio a conocer en 1656; los anillos de Saturno siguió estudiándolos y presentó su descripción, correcta además, en 1659, apuntando que era un planeta rodeado por un anillo que lo rodea en su plano ecuatorial, de gran extensión radial pero muy delgado y que no toca al planeta en ninguna parte.

También estudió la Nebulosa de Orión (conocida también como M42), hallando diminutas estrellas en su interior. En 1658 diseñó un micrómetro para medir pequeñas distancias angulares, con el cual pudo determinar el tamaño aparente de los planetas o la separación de los satélites planetarios.

Huygens fue buena parte de su vida embajador de Holanda y en tal puesto estuvo en Copenhague, Roma y París, ciudad a la cual regresó en 1660 para instalarse y en la que organizó frecuentes reuniones con importantes científicos franceses, entre otros, Blaise Pascal.

Su espíritu aventurero lo hizo abandonar la Ciudad Luz en 1661 y se mudó a Londres, donde ingresó en la recién formada Royal Society, en la cual se relacionó con los científicos ingleses, entre ellos Robert Hooke y Robert Boyle, y mostró sus telescopios, avanzados para la época.

En 1666 aceptó la invitación de Colbert, ministro de Luis XIV, para volver a París e incorporarse a la Academia de las Ciencias Francesa. Dada su experiencia en la Royal Society de Londres, Huygens pudo llegar a liderar esta nueva academia e influir notablemente en otros científicos del momento, como su amigo y pupilo Leibniz. Fueron años muy activos para Huygens, pero se enturbiaron por sus problemas de salud y las guerras del Rey Sol contra Holanda. Huygens abandonó Francia en 1681.

En 1656 creó el primer reloj de péndulo, como respuesta a la búsqueda de medir el tiempo en una forma precisa y en 1673 se publicó su famoso estudio sobre el reloj de péndulo, “Horologium Oscillatorium”, brillante análisis matemático de la dinámica pendular en el que se incluyeron las soluciones completas a problemas como el período de oscilación de un péndulo simple y las leyes de la fuerza centrífuga para un movimiento circular uniforme. Contemporáneo de Isaac Newton, su actitud mecanicista le impidió aceptar la idea de fuerzas que actúan a distancia.

En 1665 ideó el resorte espiral, creando el primer reloj de bolsillo. Además construyó un cronómetro portátil para facilitar a los marinos la determinación de la longitud geográfica en el mar.

En 1685, al ser revocado el edicto de Nantes (lo que desata una persecución religiosa en contra de los protestantes), decide abandonar Francia para regresar a su país natal.

Tras una estancia en su Holanda natal, Huygens decidió volver a Inglaterra en 1689. Allí volvió a relacionarse con la Royal Society y conoció a Isaac Newton, con el que mantuvo frecuentes discusiones científicas. Y es que Huygens siempre criticó la teoría corpuscular de la luz y la ley de la gravitación universal de Newton.

El mayor logro de Huygens fue el desarrollo de la teoría ondulatoria de la luz (la cual publicó poco después de regresar de una visita a Inglaterra, y de sus encuentros con Isaac Newton) descrita ampliamente en el Traité de la lumière (1690), y que permitía explicar los fenómenos de la reflexión y refracción de la luz mejor que la teoría corpuscular de Newton. Su punto inicial fue su hallazgo del principio de Huygens, que establece que todo punto de un frente de ondas que avanza, actúa como una fuente de nuevas ondas.

De hecho estos trabajos apoyaron a Isaac Newton para desarrollar las leyes de la gravedad

Fue Huygens quien resolvió en esencia el problema de la fuerza centrífuga. Hombre solitario, no atrajo estudiantes o discípulos y tardó mucho en publicar sus descubrimientos

Falleció el 8 de julio de 1695, también en La Haya, Países Bajos. Nunca se casó ni tuvo descendencia, al igual que Newton.

En la actualidad, la sonda exploración de Titán, construida por la ESA, lleva su nombre en su honor.