Barco de vapor de Robert Fulton

Barco de vapor de Robert Fulton


En 1797 Robert Fulton viajó a Francia, donde el marqués Claude de Jouffroy había construido un barco de vapor propulsado mediante ruedas de paletas en 1783.

Ahí comenzó a experimentar con torpedos submarinos y torpedos navales. Diseñó su primer submarino de hélice, denominado el Nautilus, por encargo de Napoleón Bonaparte. El Nautilus fue probado por primera vez en 1800.

En 1800 Robert Fulton conoció a Robert Livingston, embajador de los Estados Unidos (padre de la que luego se convirtió su esposa), y decidieron construir un barco de vapor para probarlo en el río Sena.

Fulton experimentó con la resistencia al agua de diferentes quillas de barcos, haciendo diseños y modelos e incluso hizo construir un barco de vapor completo.

Su primer prototipo se hundió, pero lo reconstruyó y fortaleció el armazón.

El 9 de agosto de 1803 su barco navegó río arriba por el Sena, bajo la atenta mirada de una multitud de personas, lo que incluía como figura principal al emperador Napoleón Bonaparte.

El barco tenía 20 metros de eslora, 2,4 m de manga, y alcanzaba una velocidad de entre 5 y 6 km/h contra corriente y a corriente normal a 7 o 9 km/h.

La nave sin embargo no fue bien acogida en Francia y Robert Fulton regresó a su natal Estados Unidos, donde continuó con el desarrollo de sus barcos a vapor.

En 1807, el 20 de julio, realiza la primera prueba de lo que sería el primer barco a vapor comercialmente viable, que fue llamado coloquialmente el Clemont, pero al que también se le conoció como “el monstruo de Fulton” por la “sorpresa y miedo” que experimentaron quienes lo vieron surcar las aguas del río Hudson, en Nueva York, quienes nunca habían visto algo semejante.

Previamente al logro de Fulton, en 1783 Claude François Jouffroy d”Abbans, Marqués de Jouffroy d”Abbans, botó el “Pyroscaphe” un barco a vapor de 45 metros de longitud, con ruedas con el que logra remontar la corriente del río Saona, desde Lyon a Santa Bárbara. No obstante, su condición noble le obliga a emigrar al estallar la Revolución francesa y finalmente murió arruinado en 1832.

En 1797 John Fitch realizó un intento de barco de vapor que abandonó por falta de apoyo financiero.

Placa en el Sena donde Fulton presentó su barco de vapor a Napoleón, World Imaging

Placa en el Sena donde Fulton presentó su barco de vapor a Napoleón, World Imaging

Deja un comentario