Los Periodistas, de Vicente Leñero

Los Periodistas, de Vicente Leñero


“El ocho de julio de 1976 el diario Excelsior de la ciudad de México sufrió lo que merece calificarse como el más duro golpe de su historia y tal vez de la historia del periodismo nacional. El episodio, aislado, pero elocuente ejemplo de los enfrentamientos entre el gobierno y la prensa en un régimen político como el mexicano, es el tema de eta novela”, apunta Vicente Leñero en la presentación que hace de “Los Periodistas”, donde narra en forma novelada el llamado golpe a Excelsior y el surgimiento del periódico Unomásuno y las revistas Vuelta y Proceso.

Los periodistas, aparecida en mayo de 1978, reelabora los hechos ocurridos en 1976 con la destitución de la directiva del diario Excélsior y refleja las muchas contradicciones del sistema político mexicano.

Y ahí cuenta como surgió el nombre de la revista Proceso:

 

Expresión Comunicacón Contacto Destino Sentido Respuesta Palabra Compromiso Ruta Información Noticia /

Resuelto el proyecto, las reuniones de los miércoles se destinaban casi exclusivamente a la búsqueda de un nombre para la revista. Cada quien llegaba con su lista de proposiciones y las sometía a la discusión de los reunidos.

Además de Miguel Ángel Granado y yo –los únicos sobrevivientes de la comisión planeadora- nunca faltaban a las juntas Abraham López Lara, Enrique Maza, Alejandro Avilés y Genaro María González. Yo votaba siempre por Expresión, hasta que Genaro María González descubrió que ese nombre ya estaba registrado en la dirección de Derechos de Autor. A Granados le gustaba Respuesta, a Julio Scherer Información, pero fue Enrique Maza quien propuso el nombre de Proceso. Algunos lo objetaron por su doble significado y precisamente por su doble significado la mayoría lo eligió.

Enrique Loubet se opuso terminantemente: es horrible, dijo.

A mí no me parecía tanto como horrible, pero no me gustaba. Será cosa de acostumbrarse a oírlo, de pronunciarlo repetidamente como ocurre siempre con todos los títulos, pensé, hasta que se imponen.

Salí del edificio de Chapultepec y Dinamarca diciendo como loco Proceso Proceso Proceso Proceso Proceso Proceso.

Ya

…..

Deja un comentario