Con la curiosa denominación de El matrimonio y lo trágico, el programa que ofrece la Orquesta Sinfónica de Xalapa (OSX) este viernes 15 de junio apunta precisamente hacia esta temática. La cita es en la sala “Emilio Carballido” del Teatro del Estado, a las 20:30 horas.

Lanfranco Marcelletti, titular del organismo universitario, nos indica que el subtítulo para la jornada sinfónica procede de las obras de Cimarosa (El matrimonio secreto), Haydn (Armida) y Rossini (Semíramis), inscritas en el programa, a lo que se suman partituras de Mozart y Schubert.

La ópera bufa Il matrimonio segreto fue estrenada en febrero de 1792, en Viena, sobre una historia basada en la pieza teatral The Clandestine Marriage de George Colman y David Garrick. Fue una de las obras más exitosas del italiano Domenico Cimarosa y su divertida historia, muy a la manera de Las bodas de Fígaro de Mozart, es una serie de enredos en torno de la unión secreta entre Carolina y Paulino, que el conde inglés Robinson ignora. Comprometido con la hermana de Carolina, Robinson pretende a ésta y entonces se arma le lío, que culmina felizmente y fiel al estilo de los dramas cómicos de la época.

La historia para la ópera Armida, de Franz Joseph Haydn, se apoyó en la Jerusalén liberada de Torquato Tasso, misma que nos remite a las Cruzadas y al encantamiento que sobre el caballero Reinaldo ha ejercido la hechicera Armida, perdidamente enamorada de él y a quien retiene cautivo en una remota isla. Estructurada en tres actos, Armida fue estrenada en febrero de 1784.

Semíramis es una tortuosa historia llevada a la ópera por el italiano Gioacchino Rossini, sobre la tragedia de Voltaire en torno de la reina de Babilonia. Se estrenó en el Teatro La Fenice de Venecia en febrero de 1823 y el libreto nos conduce a la personalidad de la soberana que ha dado muerte a su esposo para acceder al trono. Años más tarde aparece un joven comandante asirio llamado Arsace, de quien se enamora perdidamente la reina. Lo que ella ignora es que se trata de su propio hijo, que ha llegado en busca de venganza para el padre asesinado.

El aria que se interpreta en este concierto corresponde al acto primero, una vez que la reina parece convencida de que Arsace le ama. Al esperar su llegada, entona un canto anhelante (Bel raggio lusinghier di speme e di piacer, al fin per me brillò) en que indica que su amado es para ella un maravilloso rayo de esperanza y de placer.

Mozart compuso su Exsultate jubilate, motete con texto en latín, para un renombrado castrati llamado Venancio Rauzzini que participaba en las representaciones en Milán de la ópera Lucio Silla, del mismo Mozart. La partitura tiene fecha de 16 de enero de 1773 con un texto que se refiere a la virgen y a su júbilo por la Natividad.

Finalmente, la Cuarta sinfonía de Schubert, compositor austriaco para quien el matrimonio fue un privilegio negado, dada la estrechez monetaria que permanentemente le acompañó y que le impedía siquiera sostener un hogar propio. Sólo pudo poseer un piano propio hasta el último año de su brevísima existencia (31 años). Denominada Trágica por razones no suficientemente claras, esta sinfonía se estrenó más de dos décadas después de la muerte de su autor, en noviembre de 1849.

La dirección será del titular de la OSX, Lanfranco Marcelletti y la solista en las partituras de Rossini y Mozart será la soprano xalapeña Ivonne Reyes, joven de extraordinaria capacidad lírica y actual integrante del Coro de la Universidad Veracruzana.

Deja un comentario