De acuerdo con la originalidad que le caracteriza, el director norteamericano James Paul ofrece este viernes 8 de junio con la Orquesta Sinfónica de Xalapa (OSX) un programa por demás interesante, a partir de las 20:30 horas en la sala “Emilio Carballido” del Teatro del Estado.

En el listado propuesto, Paul incluyó obras de autores del siglo pasado, en una combinación que se contempla atractiva. Se compone de Sea Songs del británico Ralph Vaughan Williams, Cuatro interludios marinos de la ópera Peter Grimes, del también inglés Benjamin Britten, para continuar con la Passacaglia opus 33 de este mismo autor. Hacia la segunda parte de la jornada, dirigirá Las Oceánidas opus 73 del finlandés Jean Sibelius, para concluir con la suite On the Waterfront del norteamericano Leonard Bernstein.

Pocos autores ingleses hay tan interesantes como Ralph Vaughan Williams, quien junto con Britten y Holst cubre un periodo importantísimo en la creatividad musical del siglo XX. Sea Songs es un arreglo del compositor para tres canciones marineras británicas, escrito en 1923 como parte de su Suite de canciones folclóricas inglesas.

Peter Grimes es una de las más notables realizaciones operísticas de Benjamin Britten y su creación inicial en los terrenos del drama escénico. Estrenada en junio de 1945, narra la torturante historia de un huraño marinero que se convierte en blanco de acusaciones por el resto de los aldeanos, en una asfixiante crueldad que desemboca en el suicidio del personaje.

Es una ópera que se considera clave en la historia de la música inglesa y de trascendencia sólo comparable a Dido y Eneas de Henry Purcell, cuenta con una estructura sonora tan sobresaliente que varios de sus fragmentos han cobrado autonomía como piezas de conciertos, entre ellos los Cuatro interludios marinos, publicados con el número de opus 33 A, y la Passacaglia, a la que se asignó el opus 33 B.

El poema sinfónico Las Oceánidas por desgracia no se ubica entre lo más socorrido en el catálogo del finlandés Jean Sibelius. Compositor de marcada tendencia nacionalista, buena parte de su creatividad aún es desconocida por el gran público y apenas algunos de sus poemas sinfónicos o sus sinfonías (Segunda y Quinta, sobre todo) se escuchan con alguna frecuencia.

Aunque su música orquestal sigue de cerca las leyendas finesas, particularmente las contenidas en la colección conocida como Kalevala, la que nos ocupa apunta hacia la mitología griega, de acuerdo con las declaraciones del propio autor. Las Oceánidas fue escrita en 1914 y casi a la par con su Quinta sinfonía.

Respecto a la obra de Leonard Bernstein, se trata de la música que este compositor norteamericano escribió para la realización fílmica del cineasta de ascendencia griega Elia Kazan. La película fue conocida en México como Nido de ratas; ha sido incluida en el listado de las mejores películas del cine estadounidense y fue ganadora de seis premios Oscar en 1954. De esta banda sonora, nominada para el mismo premio, el compositor derivó la suite que se interpretará la noche de este viernes.

Deja un comentario