Vincenzo Viviani, museogalileo.it

Vincenzo Viviani, museogalileo.it


Vincenzo Viviani nació el 5 de abril de 1622 en Florencia, entonces República de Florencia, lugar en el que también falleció el 22 de septiembre de 1703.

Fue un matemático italiano, discípulo, sucesor y biógrafo del científico renacentista italiano Galileo Galilei, de quien escribió la primera biografía que se conoce. Estudió la velocidad de la propagación del sonido en el aire, y descubrió la presión atmosférica.

En geometría resolvió el “Enigma florentino” (propuesto por él mismo): “En la antigua Grecia, el templo dedicado a la Geometría estaba coronado por una bóveda semiesférica, ¿cómo pueden abrirse cuatro ventanas iguales de forma que la superficie restante sea medible?. La respuesta:  practicar dos orifi­cios iguales de modo que la superficie restante fuese cuadrable.

Nacido y criado en Florencia, Viviani estudió en un colegio jesuita. Allí, el Gran Duque Ferdinando II de “Medici le proporcionó una beca para comprar libros matemáticos.

En 1639, a la edad de 17 años, comenzó a trabajar como asistente de Galileo Galilei, con quien se mantuvo hasta su muerte en 1642, y escribió más tarde la primera biografía que se conoce de él. De 1655 a 1656, Viviani compiló la primera edición de las obras completas de Galileo.

Viviani reconstruyó además los escritos de Arquímedes y Euclides.

Después pasó a trabajar con Torricelli, con quien se mantuvo hasta su muerte en 1647, a partir de la cual Viviani fue nombrado para ocupar su puesto en la Accademia dell”Arte del Disegno de Florencia.

En 1643 descubrió la presión atmosférica como colaborador de Torricelli, quien posteriormente por este mismo principio inventó el termómetro de mercurio.

En 1660, Viviani y Giovanni Alfonso Borelli realizaron un experimento para determinar la velocidad del sonido. Medir el tiempo de la diferencia entre ver el flash y escuchar el sonido de un cañonazo a distancia, calcularon un valor de 350 metros por segundo, mucho mejor que el valor anterior de 478 m/s obtenido por Pierre Gassendi. El valor actualmente aceptado es de 331,29 m/s a 0 º C y 340,29 m/s en el nivel mar.

En 1661, 190 años antes del famoso manifiesto de Foucault, realizó el experimentó con la rotación de los péndulos, ensayo que posteriormente se conocería como el péndulo de Foucault, cuando 190 años después Jean Bernard Léon Foucault lo repitió y describió a cabalidad.

En 1666, Viviani comenzó a recibir muchas ofertas de trabajo al crecer su reputación como matemático. Ese mismo año, Louis XIV de Francia le ofreció un puesto en la Acadmie Royale, y Juan II Casimiro, de Polonia, le ofreció a Viviani un puesto como astrónomo. Temeroso de perder a Viviani, el Gran Duque lo nombró matemático de la corte, puesto que Viviani aceptó y rechazó las otras ofertas.

Viviani, junto con el Gran Duque Fernando II de Toscana, fue el fundador, en 1657, de la Academia del Cimento una de las primeras y más importantes de las sociedades científicas de Europa.

En 1687, publicó un libro sobre ingeniería, Discorso intorno al difendersi da “riempimenti e dalle corrosione de” fiumi.

A su muerte, Viviani dejó una obra casi completa de la resistencia de los sólidos, que posteriormente fue completado y publicado por Luigi Guido Grandi.

En 1737, la Iglesia finalmente permitió que Galileo fuese enterrado en una fosa con un monumento elaborado. El monumento que se creó en la iglesia de Santa Croce fue construido con la ayuda de los fondos dejados por Viviani para ese propósito específico. Incluso los propios restos de Viviani se trasladaron a la nueva tumba de Galileo.

En su honor un cráter de la Luna lleva su nombre.

Deja un comentario